martes, 24 de agosto de 2010

Hasta luego

Había empezado a escribir algo, pero tengo la cabeza quemadísima.
No dormí y no voy a dormir, si todo va como lo planeado, hasta la tarde/noche en el micro.
-Qué micro?
-El que nos va a llevar a Pana y a mí a San Salvador de Jujuy, donde empieza nuestra travesía de (al menos para mí) aproximadamente tres meses.
-Así que te vas de viaje? Qué guacho! Dónde?
-Unos días en el NOA y después, sin agenda, Bolivia, Perú, Ecuador y Colombia.
-Tengo cara de payaso?
-No, por qué?
-No parás de sonreir.
-Es que estoy feliz.
-Por?
-Porque ayer pasaron cosas muy lindas e importantes para mí.
-Qué es eso que estás tarareando?
-Es la canción más linda del mundo con el video más lindo del mundo. Y se hace todavía más linda porque me hace acordar a ella. Y sonrío de nuevo. Se retroalimenta la sonrisa.
-Estás quemadísimo.
-Ya lo dije.
-Y es amor?
-Sí.
-Buen viaje.
-Gracias. Eh... pará, quién sos?
-...
-Se fue. Buen, me voy a dormir un cachito. Ah, son las 7. Entonces no.

Próximamente dejo de postear por un tiempo. Alguna que otra actualización si se puede.
Para saber más sobre el viaje pueden entrar al blog de Viaje Chocomágico.

domingo, 15 de agosto de 2010

Sobre cómo combatir un domingo

El otro día me trataron de loco por decir que sería mejor que pasen los feriados a los viernes y no a los lunes. De esa forma, el jueves se transforma en viernes, y viernes y sábado se transforman en dos sábados. Joda doble (si fuese alguien que suele irse de joda).
De la forma actual tenemos el fin de semana normal, pero el feriado se hace un segundo domingo. Es decir, dos días de mierda seguidos, por más que al final hagas o no hagas algo la noche del real domingo.
No estoy tan errado con mi pensamiento, no?

Igual, como siempre, los domingos se combaten haciendo cosas fuera de lo habitual con gente que uno quiere.
La actividad poco común del primer domingo de este fin de semana largo fue jugar al ajedrez (!) con mi viejo.
La actividad poco común programada para mañana es una tarde sobre el pastito con la persona que en el último tiempo secuestra mis pensamientos para quedarse ella sola en mi cabeza. Y con qué maestría lo hace! Tampoco me resisto mucho que digamos.




Antes del cierre y fuera de programa quisiera agregar que hoy escuché tres veces seguidas The Decline. Larga vida a NOFX!!!

viernes, 13 de agosto de 2010

Hola, soy fotógrafo

Aprovecho este humilde espacio para autopromoverme.
Resulta que soy un aficionado a la fotografía que poco a poco va pasando al plano profesional. El más reciente fue empezar a presentarme como "fotógrafo", si no lo hago primero yo quién lo va a hacer?

Para ver algunas fotos pueden hacer clic acá, o bien en la columna derecha de este queridísimo blog encontrarán un link a mi Flickr (sitio para subir fotos) y muestras de las últimas 6 fotos.
A la vez, estamos comenzando un nuevo proyecto con un amigo, nuestro estudio fotográfico: Unno Fotografía. En ese blog pueden encontrar algunos trabajos y precios promocionales para quien necesite su book de fotos profesional. Nos pueden encontrar también en Facebook.

Cualquier cosa, no sean tímidos y pregunten!

martes, 10 de agosto de 2010

Pensamientos sueltos 4

- El shimy se volvió una mentira, una capita mínima de dulce de leche. Aparte que el dulce de leche ya no tiene el mismo sabor.

- Si cambias la línea de celular y te tocan los números de Lost, hay que marcarlos cada 108 minutos?

- Nunca voy a entender a los fumadores que no les gusta, en la ropa o en general, el olor a cigarrillo.

- Dejen de decir que son las empresas de colectivos. Los soderos tienen todas las monedas del país.

- "La mort, c'est la mort mais l'amour, c'est l'amour. La mort, c'est seulement la mort mais l'amour, c'est l'amour". (Underwear, Magnetic Fields)

- Qué tanto se nota que pongo esta "sección" cuando no sé bien qué escribir?

viernes, 6 de agosto de 2010

Sábado a la noche, mi casa

El día que viva solo, los sábados a la noche en casa van a ser algo así:



Están invitados. Traigan vino.

miércoles, 4 de agosto de 2010

Si de barcos se tratase

Era un catamarán más grande de lo habitual. Todos iban muy contentos. Algunos saludaban, si bien no había nadie despidiéndolos, sólo para sentirse como en las películas.
Varias veces habían amenazado con cambiar el horario de partida, pero finalmente estaba confirmado: a las 16.30, hora local, partiría.
Para algunos significaba un viajecito más, para otros era toda una gran movida; única, por ahora, en la vida.
Con los nervios de las primeras veces, zarpó la embarcación.
Qué lindo era eso! Parados en la cubierta, podían ver las olas golpear contra el casco de la nave, sentir el olor salado del agua, el fresco del viento marino.
Después de un rato eran pocos los que quedaban arriba. De a poco, fueron sentándose nuevamente en sus asientos. Hay que ser muy entusiasta para quedarse todo el rato ahí parados.
Dos amigos sentados en la parte delantera, pegados a una de las ventanas, charlaban de la vida, de esta travesía que estaban por emprender. Entre gota y gota que caía por el vidrio cruzaban palabra y palabra. Cuánta emoción! No podía ser más perfecto. El catamarán avanzaba ligero, saltando sobre las olas, casi sin resistencia. Se escuchó, unos asientos más atrás, un tipo que lo comparaba con un tiburón persiguiendo su presa. Asumamos que sabría del tema y no pongamos en duda su sabiduría.
Los amigos ya no charlaban. Cada uno miraba a un punto distinto por la ventana. Uno más lejos, el otro más cerca, pero los dos hacia la misma dirección.
En medio de un raconto mental de lo que llevaba de equipaje, uno de ellos se percató al fin cuando vio cómo le costaba a una señora de, digamos avanzada edad pero joven espíritu, llegar a la escalera que lleva a cubierta. El rumbo seguía igual, la embarcación no disminuía su velocidad, pero las olas estaban golpeando un poco más arriba y, sobre todo, más seguido. En este momento se le ocurrió mirar realmente por la ventana hacia el mar, y no a través de él. El horizonte se agitaba como un perro acosado por pulgas. Empezó a sentir que el piso de la nave, antes un firme sostén, se convertía en arenas movedizas.
Se levantó, simulando interés en un salvavidas colgado de una columna. Error. Cuanto más cerca estuviese de ese suelo traicionero, más seguro le parecía. Se sentó inmediatamente, al tiempo que su amigo pasaba una página en su revista de crucigramas.
Cómo es posible que no lo sintiera? Ahora que prestaba atención, no era el único, pero a la vez eran pocos los que se sentían mareados. Un nene vomitaba por enésima vez en la bolsita que sostenía su madre. Pero era un chico, él ya era un adulto. Por dios, nadie siente cómo se está moviendo esta cosa? Es el único que necesita bajarse y sentir tierra firme? En qué estaba pensando cuando decidió subir?
En un último esfuerzo para no pasar vergüenza volvió a subir a cubierta. Sin paredes ni ventanas, pudo ver más claramente. La costa estaba cercana. Unos 15 minutos más, calculó, y se tranquilizó. Pensó en cuánto valía la pena enfrentar ese mareo, ahora que podía ver más próximo hacia dónde iba. El miedo se empezó a disipar, la mente a aclararse. Recordó por qué había querido hacer este viaje, era una cuestión de descubrimiento. Comprendió que el viaje había empezado hace tiempo, cuando logró superar aquel primer gran obstáculo, también cuando luego se encontró de improviso, como si fuese el primer día de su vida, con esa mariposa que, aseguraba ella, sentía personas en su panza. Sólo sabía que estaba orgulloso de sí mismo, y que de una vez por todas iba a dejar de planificar cada mínimo detalle para dejar lugar a que sus sentimientos lo guíen. Por ahora así le iba bien. Seguramente a la vuelta se encuentre nuevamente con sus grandes alas coloridas, el lienzo de una obra de arte, dispuesta a llevarlo a lugares que nunca imaginó. Mientras tanto, sus pies lo llevarán a los lugares que ansía ir.

lunes, 2 de agosto de 2010

Día de limpieza II (bonus track)

Como ya he dicho, me faltaba una parte. No voy a comentarla, solamente voy a enumerarla.
Recitales gratis (por lo tanto, no tengo entrada) o recitales de los que no conservo la entrada (y probablemente no recuerde la fecha, con suerte el año).

2000 o 2001, fiesta de 10 años de Tiempo Violentos (Rock&pop) en La Reina. Tocaron Raiz, Santos Inocentes y A.N.I.M.A.L. Iba a tocar Catupecu (pre-Cuentos Decapitados), pero no me acuerdo por qué no lo hicieron.

2004, Smitten en Cemento dos veces y en la estación Carranza de la línea D. No me gusta, iba de acompañante.

2005, Sudarshana en el Marquee. Lo mismo, de acompañante, aunque me caía mejor que Smitten.

2004-2005, Panza en el C.C. San Martín. Fueron dos veces. Mariana Bianchini tiene LA voz.

2005?, alguna sinfónica nacional haciendo la 9na sinfonía de Beethoven en Libertador y Sarmiento, la mejor y más grande obra musical de la historia de la humanidad!

2006?, Cerati gratis en La Pampa y Figueroa Alcorta. También de acompañante y por suerte nos fuimos antes.

2010, Lisandro Aristimuño x2: gratis en Vicente López, y hace dos sábados en un teatro en San Isidro. Lo bueno de plasmarle el mundo musical a una hermana menor es que de más grande te lo devuelve con creces, haciéndote escuchar a Lisandro!

2010, Los campos magnéticos en La castorera, el martes pasado. Fui apenas conociendo 5 canciones de Magnetic Fields y me volaron el moño. Buenísimo! Y mucho mejor que Magnetic Fields, no tienen nada que ver.

También miiiiiiles de bandas amigas (sobre todo de la escena punk entre 2001 y 2005). Bandas de amigos (Lockpit, Un día de lava, Frío de menta, Altera Pars), bandas amigas de amigos (2009-2010 Diez Mundos, Vaqueros Paganos). Bandas a las que se llega para ver qué onda (2010 Montañeses, Pels, Corte Taza), bandas que de casualidad encontrás en un bar y te sorprenden gratamente (2009-2010 Tibia y Peroné, Falsos Conejos, Ignacia).

Esto no termina nunca, por suerte la música no se acaba.